AMAI El observatorio mexicano de encuestas
electorales y de opinión social
Suscriba su E-Mail para recibir actualizaciones:
Nombre:
Correo:
Síquenos en twitter @OpinaMexicoAmai
Sondeos presidenciales
Parametría/Consulta Mitofsky, 15/Ene/2012
Agencia: Parametría/Consulta Mitofsky     Medio: El Economista
Bookmark and Share

El PRI ganaría la Presidencia de la República, el PAN quedaría en segundo lugar y el PRD, en tercero, aunque muy cerca del anterior, si las elecciones fueran ahora, de acuerdo con las encuestas más recientes, publicadas en la segunda semana de enero por Parametría, Consulta Mitofsky y Ulises Beltrán y Asociados (BGC).

Las tres casas encuestadoras dan el primer lugar a la alianza PRI-PVEM-Panal con una intención de voto que va de 39 a 50%; la del PAN oscila entre 21 y 28% y la alianza PRD-PT-MC entre 18 y 23 por ciento. Esos sondeos coinciden en dar el triunfo al PRI por un margen amplio con relación a los segundo y tercer lugares, que rondan entre 20 y 30 por ciento. La diferencia entre el PAN, segundo lugar, y el PRD, tercero, va de 2 a 10 por ciento.

En las tres encuestas, a nivel de los candidatos, el primer sitio es para Enrique Peña Nieto; el segundo, para Josefina Vázquez Mota, y el tercero, para Andrés Manuel López Obrador. Si el candidato de Acción Nacional fuera Santiago Creel, en una encuesta queda en segundo pero en otra, en tercero. La intención de voto de Peña Nieto oscila entre 42 y 52%; la de Vázquez Mota entre 21 y 28%; la de López Obrador va de 17 a 23 por ciento. A Creel y a Ernesto Cordero los considera sólo una de las encuestas y les da una intención de voto de 25 y 23%, respectivamente.

El PRI y su candidato tienen una amplia ventaja sobre el PAN y el PRD y también sobre sus candidatos. La disputa en este momento es entre el PAN y el PRD, por quien ocupa el segundo lugar a nivel de partido y también de candidato. En el PAN, Vázquez Mota, entre los electores en general, tiene una ventaja marginal sobre Creel­ (3.0% y Cordero 5.0 por ciento). La diferencia del PAN y el PRD con el PRI los obliga, si quieren ser competitivos, a dos cosas: bajar los altos porcentajes del PRI y elevar los suyos. Lo mismo ocurre con los candidatos.

La campaña oficial inicia a finales de marzo pero, si los candidatos del PAN y el PRD no suben sus porcentajes antes de esa fecha, empezarán la contienda con una clara desventaja. Las dirigencias partidarias y los equipos de campaña de los candidatos de estas dos fuerzas políticas están obligados a innovar y arriesgar si quieren superar al PRI y a su candidato.

El tipo de campaña y discurso que ahora desarrollan López Obrador y los tres precandidatos panistas (Vázquez Mota, Creel y Cordero) no ofrece nada nuevo y distinto. Si continúan en esa tónica, se ve muy difícil que puedan cerrar distancia con el PRI y su candidato y también que puedan hacer cambiar la estrategia del PRI y su candidato.

Sólo si uno de los dos o ambos crecen en la intención de voto van a obligar al PRI y su candidato, que ahora “nadan de muertito”, a tener que salirse de su actual colchón de seguridad y guión de campaña para también arriesgar y evitar perder la ventaja que ya tienen e impedir que el PAN y el PRD puedan subir. Ahora ése es el escenario.

Twitter: @RubenAguilar




 
 


Desarrollado por D-virtual